La romana es una antigua balanza compuesta de un plato de metal que cuelga con una cadena, de una barra marcada con los gramos y en esta barra se encuentra una pesa que se desplaza.
Desde luego que carece de la exactitud digital, pero servía muy bien para vender en los mercados y pesar en las casas.
Ver foto en reliquias.

Autor: 
El Cerro de las Eras